Breve historia de la ETLIM en la región de Murcia

De WikiRoca
Revisión del 00:06 20 sep 2010 de Darzee (discusión | contribuciones) (Artículos relacionados)

(dif) ← Revisión anterior | Revisión actual (dif) | Revisión siguiente → (dif)
Saltar a: navegación, buscar

La formación de scouters en el escultismo no es tan antigua como podríamos imaginar. Los Exploradores de España, desde su fundación en 1912 y su implantación en la Región de Murcia un año después, utilizaron un adiestramiento basado en los libros escultistas generados por otros países y trasmitidos a través del Cuerpo Instructor para la formación de Instructores y la Academia de Subinstructores Exploradores, que nace el 31 de julio de 1916 bajo la dirección del Brigada de Infantería Don Maximiano Garcés, para la formación de Guías. Para la formación de Instructores (Jefes de Tropa), Scouting for boys, y los manuales franceses de técnicas de pionerismo se convierten en la panacea para aquellos grupos que conseguían hacerse con una copia traducida y poder aplicar así sus enseñanzas, y ello a partir de 1922; mientras tanto el sentido común de los jefes e instructores (muchos de ellos militares) y las aportaciones escritas de numerosos expertos en las muchas materias que abarca la pedagogía escultista harían que la educación de los exploradores fuese lo primero y la transmisión de experiencias a los adultos quedase relegado a un segundo término.

El referente español más conocido es la Guía de instructores, de Javier Casares, publicada en 1924 y que supone un completo manual de ayuda que es recibido como el agua en nuestra región.

Se precisaba desde los principios del escultismo un referente de la formación, y para ello y con una visión internacional se fundó en las afueras de Londres el Campo Escuela de Gilwell Park, inaugurado en julio de 1919 con la función de adiestrar a los jefes de tropa por otros scouts con más conocimiento. Su anagrama lo componía un hacha clavada en un tronco y su distintivo de capacitación la Insignia de Madera, creada por Baden-Powell y adoptada en nombre y forma por todos los países del mundo scout.

Pero el Reino Unido no era España y menos la Región de Murcia, y aquí se hacía lo que se podía. En los años 30 el sistema de grupos que suplía a los Consejos de Alto Patronato y Consejos Locales supone una mayor estabilidad en la pedagogía aplicada al escultismo. La participación en Asambleas Nacionales y la adaptación de las recomendaciones de las Conferencias Internacionales, a las que asisten nuestros delegados, van forjando un estilo promovido por personajes de la talla de Severo Montalvo, Isidoro de la Cierva y Juan Antonio Dimas, una forma basada en el conocimiento y en la difusión de éste. Es el primer peldaño en la formación scout específica de scouters en nuestra Región.

En el momento clave en el que nuestro escultismo regional está en su máximo apogeo estalla la guerra civil y todo se acaba.

La suspensión de actividades en 1940 supone el descuelgue efectivo del escultismo español de los foros internacionales de formación hasta los años 60. El resurgir del escultismo en la región será a mediados de 1967 en el que los grupos vuelven a formarse muy lentamente gracias a los antiguos exploradores. Curiosamente la formación queda en suspenso y, al igual que ocurriera en 1913, los grupos comienzan desde cero. Recordemos que el escultismo en España pasaba por un período de “tolerancia” y los manuales que poseíamos venían de Francia, Bélgica y México o de nuestros padres y abuelos, antiguos exploradores.

Lobatos, Scouts y Rovers en la mañana de Reyes de 1936 ante el "cuartelillo". Del Libro de José María López Lacarcel "Los Exploradores Murcianos 1913-1940" Ediciones Mediterraneo

Murcia se encuadra en ANEDE (Asociación Nacional de Exploradores de España) y pasa a ser la Zona VI volviendo a tener oficina scout y situándola en el palacio episcopal, en los mismos locales que antaño ocupara la agrupación murciana. El comisario de Zona, Luis Molina-Niñirola, forma un equipo de trabajo y crea la figura del ayudante del comisario de Zona para la Formación de Jefes (ACZFJ), un nombre muy largo para un cargo muy comprometido. El primer encargado es Pedro Luis Tortosa Padilla que acude en el mes de septiembre de 1971 al curso de instructores de Formación que organizado por el Buró Scout Mundial se imparte en Barcelona y tercero que se celebraba en Europa. De esta reunión surge un Equipo Nacional de Adiestramiento que dirige un Curso Preliminar de Insignia de Madera en El Menjú (Cieza) en octubre de 1972. Este curso supone el arranque de la Formación en la Zona VI y podríamos calificarlo como el génesis de la formación murciana.

Los años 1973-74, siendo comisario Alonso Rubio García, suponen el despegue formativo y los grupos de la Zona VI asisten al primer curso a nivel nacional para jefes de Grupo en Madrid; participan en la primera Reunión Nacional de Adiestramiento y celebran un Curso Pre-certificado a la Insignia de Madera para ramas Scouts y Lobatos en el Colegio San Buenaventura de los Padres Capuchinos, y en el primer Curso Nacional Superior de Insignia de Madera en rama Scout en Quintanar de la Sierra (Burgos).

La formación en nuestra región va adoptando parámetros muy competitivos, los scouters así la exigen y fruto de esta necesidad surgen las Jornadas de Estudio y Convivencia que se irán celebrando cada año y que hacen de nuestros scouters educadores instruidos y con amplias expectativas en el terreno pedagógico y en la capacitación de formadores.

Un cúmulo de circunstancias regionales y nacionales hace, que la mayor parte de los grupos de la Zona VI-Murcia, se separe de la Asociación Scouts de España y formen la Asociación de Escultismo de la Región Murciana en mayo de 1977. Todos los formadores y principales puntos de apoyo de los grupos amparan la nueva asociación surgida. Treinta grupos se les unen y la Zona VI queda solamente con siete grupos. Otra vez nos quedamos con una mano delante y otra atrás. En octubre de 1978 se nombra nuevo comisario de Zona en la persona de Antonio Reguilón Hernández. Apenas queda un conato de formación que se pueda impartir a nivel ínfimo. Los grupos tienen que velar por su supervivencia y esta crisis que nos alcanza desde todos los puntos de vista dura cuatro años.

La madurez de los murcianos hace que, poco a poco, la Zona siga creciendo en miembros, grupos y personas vinculadas con la formación. Se crea en 1981 un pequeño equipo para gestionar cursos con otras zonas de ASDE durante el mandato del nuevo comisario, José Zaragoza Peña; no teníamos formadores, ninguno de los scouters era Insignia de Madera y había que salir fuera de la región para adquirir al menos los mínimos que nos capacitaran para poder impartir formación reglada. Cursos en Alcoy, El Ferrol, Guadarrama, Valencia, Albacete y Madrid fueron adiestrando nuevamente el estilo de nuestros scouters y en julio de 1984 el Jefe Scout Nacional, José Manuel Prieto “Gajo” se desplaza a Murcia a imponer una nueva Insignia de Madera, primera de la segunda época y obtenida por José María López Lacárcel. Meses después y coincidiendo con la Asamblea de cambio de equipo regional y tras la adopción de un nuevo nombre para lo que eran las áreas scouts, por lo que pasamos a llamarnos Scouts de España-Exploradores de Murcia en vez de Zona VI - Murcia, se propone a este mismo scouter para Coordinador de la Formación y creación de la Escuela Insignia de Madera. Es la etapa del último comisario de Zona, Agustín Ibáñez Aguirre. Un año más tarde se celebra en Los Urrutias Cursos Básicos de las cuatro ramas con la asistencia de un centenar de scouters murcianos.

El equipo de Formación de los Exploradores de Murcia se va ampliando con scouters que son investidos Insignias de Madera: Francisco Javier Pérez, Esteban Montero “Zorro”, Fernando Alcaraz y otros se suman a las labores de formación apoyados en todo momento por el Equipo Nacional de Formación al que pertenecía José María López como ADF (Ayudante Director de Formación IIIª Madera); siendo este el primer ADF de nuestra escuela.

Noviembre de 1988 y tras la aprobación en asamblea de los Estatutos de Exploradores de Murcia se presenta un nuevo equipo cuya misión es recomponer y aunar los esfuerzos de todos para una nueva etapa escultista en la Región dando forma asociativa a lo que era hasta ahora el Área de Exploradores de Murcia. El nuevo equipo asociativo de la Asociación está dirigido por José María López Lacárcel “Jaguar”, como presidente, quien designa a Fernando Alcaraz Guevara para Director de la Escuela “Insignia de Madera”.

El 23 de enero de 1989 y visto el expediente que sobre reconocimiento de la Asociación Scouts de España-Exploradores de Murcia se presentó en la Delegación General de Gobierno de Murcia, se acepta la inscripción de nuestra Asociación, visando sus Estatutos, por lo que se resuelve inscribirla en el Registro correspondiente con el número 2379 a nivel regional y 84559 de inscripción nacional en el Ministerio del Interior.

No existiendo en la actualidad normativa vigente, que regulase la creación de escuelas de tiempo libre en la Comunidad Autónoma de Murcia y ante la necesidad de capacitar a los scouters de Exploradores de Murcia, los miembros que hasta ahora constituían el equipo de formación, deciden, bajo la autorización del Consejo Scout General, formar una asociación prestadora de servicios a la juventud. Nace el 7 de septiembre de 1989 la Asociación Escuela Insignia de Madera registrada con el número 2509 en el Registro de Asociaciones de Murcia y vinculada mediante un protocolo interno con la asociación scout. Diferencias surgidas por la hegemonía de una u otra Asociación hacen que la AEIM pase por etapas muy duras en su interpretación del lugar idóneo que debe de ocupar en el escultismo. El director de la Escuela presenta su dimisión y es sustituido por Antonio Larrosa Hernández.

Durante este período, bajo la dirección de Antonio Larrosa, siendo presidente Antonio Joaquín Olivares Albaladejo, en noviembre de 1992, nuestra Escuela suscribe acuerdos con sus homólogas para poder titular oficialmente y de forma más dinámica a nuestros educadores scouts. Además se consigue que nuestra particular formación en valores y método scout formara parte de los contenidos de dichas titulaciones. Así se suscriben acuerdos con la Escuela Insignia de Madera de Scouts de Castilla-La Mancha; de la Federació Valenciana d'Escoltisme y con la de Acció Escolta de Catalunya, las cuales tramitan los respectivos títulos de Monitor y Director de Tiempo Libre a través de las respectivas Direcciones Generales de Juventud de sus Comunidades Autónomas.

Durante el período de presidencia de Pedro Segura Meca, de 1995 a 1999 la Escuela tiene sus altibajos, pero el trabajo sigue fuerte y con una visión muy certera de lo que se desea conseguir para la formación murciana.

Pero es bajo la presidencia de Esteban Montero Muñoz cuando en octubre de 1999, y al amparo del Decreto 36/1999 de 26 de Mayo de reconocimiento de Escuelas de Animación y Educación en el Tiempo Libre de la Comunidad Autónoma de la Región de Murcia y de creación del Registro de Certificaciones, Títulos y Diplomas en esta materia, la Escuela es reconocida con el número 3 como Escuela de Tiempo Libre, pasando a denominarse Escuela de Animación y Educación en el Tiempo Libre Infantil y Juvenil Insignia de Madera. A partir de este momento la Escuela está en disposición de tramitar las titulaciones de Monitores y Directores de Tiempo Libre a través de nuestra propia Comunidad Autónoma, Dirección General de Juventud, primero, e Instituto de la Juventud de la Región de Murcia, después, y de la Escuela Regional de Animación Infantil y Juvenil.

El 8 de Diciembre del año 2001, el presidente de la Asociación Exploradores de Murcia, Esteban Montero, por delegación del presidente de la Federación ASDE, Miguel del Cerro Calvo, inviste a Antonio Joaquín Olivares Albaladejo como DF (Director de Formación IVª Madera); se convertía así en el primer Director de Formación de nuestra escuela

Se inicia un período muy fértil de formación en nuestra Escuela. Se imparten cursos de Monitor y Director de Tiempo Libre, así como Cursos Básicos y Avanzados de Metodología Scout. El claustro se convierte en un órgano vivo y dinámico de formación e investigación; por afán de sus miembros, por entusiasmo y por membresía se llevan a cabo numerosas acciones formativas. Este rico período terminaría en el año 2004 por desmembración del propio claustro y por la dimisión de su director, Francisco Cerezo, a quien sustituiría en el cargo María del Mar Montesinos.

En Noviembre de 2003 se elige nueva candidatura a la presidencia de la Asociación, resultando elegido presidente Eladio Meroño Cruz y vicepresidenta a María del Mar Montesinos. Como objetivo principal se plantea relanzar la Escuela y que ésta vuelva a ser operativa. El presidente encarga a Alfonso Hijano Vázquez la tarea de este relanzamiento, quien junto a Pedro Camacho Armero y Juan Antonio Blanco Gómez ponen en marcha un plan estratégico llamado Modelo EFQM de Excelencia, con la intención de estimular e impulsar un nuevo claustro, de recuperar la eficiencia y eficacia de tiempos pasados y designar de entre sus miembros un nuevo director para la Escuela. Tras el fracaso de éste planteamiento, el ejecutivo de Exploradores de Murcia designa a Alfonso Hijano como director de la Escuela Insignia de Madera con la misión de revitalizarla, por un lado, y la de responder a la demanda de formación de la propia asociación.

Tras varios intentos por devolver a la Escuela esplendores de otros años, es a raíz de los Cursos Avanzados de Metodología Scout del año 2006 celebrados en Sierra Espuña cuando el claustro se ve reforzado, iniciando entonces un programa de formación de estos nuevos profesores en los que apoyar todas las acciones formativas de nuestra Escuela.

En mayo del año 2007 se renueva la cúpula de la Asociación de Exploradores de Murcia, siendo elegido como nuevo presidente Juan Antonio Nieto García y vicepresidente Pedro Camacho Armero, quien encomienda al director de la Escuela seguir en el cargo para concluir la labor iniciada.

Con una puesta en marcha del proceso de formación específico dirigido a los nuevos profesores, es momento entonces de adecuar nuestro sistema de formación al propuesto por el Servicio Federal de Formación de ASDE-Scouts de España. De aquí nace la propuesta del nuevo Sistema de Formación de Scouters de Exploradores de Murcia aprobada en Consejo Scout General celebrado en febrero de 2008, que, entre otras particularidades, reconoce la figura del Tutor de Formación del Grupo Scout, figura que ya existió en otras épocas de nuestra Escuela, pero que desapareció en la decadencia del año 2004.

Posiblemente si todos asumimos nuestro papel en la formación y en el escultismo y nos preocupamos por ambos con un plan de formación individualizado conseguiremos lo que decía Baden-Powell, al definirlo como “la única manera de educar”. En este momento la EIM de Exploradores de Murcia cuenta con un remozado Claustro, con un sistema interno de formación de formadores y con la participación de estos a los cursos de formación de Scouter del Servicio Federal de Formación de ASDE-Scouts de España, contando con profesores investidos como Formadores de Scouters (III Madera) y de Formador de Formadores (IV Madera)… y seguimos mirando hacia adelante con ilusión.


Artículos relacionados